Ciper Chile, una vez más nos devela los oscuros negocios de la familia Pinochet.

La valiosa colección de arte que la nuera de Pinochet busca proteger.

Rastreando escrituras de transferencia de propiedades con las que la familia Pinochet eludió el impuesto a la herencia y se protegió de posibles embargos, CIPER descubrió un misterioso documento suscrito por la esposa de Marco Antonio Pinochet. En esa acta notarial, Soledad Olave deja constancia de que su colección de arte y antigüedades no forma parte del patrimonio de los Pinochet. En la lista figuran valiosas antigüedades y obras de Matta, Goya, Botero, Tacla, Palolo Valdés, Armando Lira y Sammy Benmayor, entre otros. CIPER ubicó al anticuario que supuestamente le vendió su colección: Jorge Torres.

María Soledad Olave Gutiérrez (54 años) es la única familiar política de Augusto Pinochet que ha estado procesada en la investigación del origen de la fortuna que ocultó el dictador. Frente a las medidas adoptadas en tribunales, ella ha respondido con dureza afirmando que se trata de una persecución judicial contra la familia de su esposo, Marco Antonio Pinochet Hiriart. A nueve años de haber sido sobreseída en el juicio del Caso Riggs, las escrituras que rastreó CIPER indican que Olave también siguió la estrategia diseñada por los Pinochet para proteger sus bienes.

Tal como informó CIPER, durante 2015 los herederos del dictador comenzaron a traspasar propiedades a nombre de sus hijos. Así sucedió con el fundo Los Boldos y también con el departamento en La Dehesa donde habita la matriarca, Lucía Hiriart (ver reportaje). Casi todas las transacciones se sellaron en la notaría de Alfredo Martin Illanes y cuatro de ellas tuvieron lugar el 9 y el 10 de octubre de 2015.

El primer día fue Lucía Hiriart quien transfirió a sus nietos su parte de Los Boldos. Al día siguiente, el 10 de octubre, lo hicieron Verónica, Augusto y Jacqueline Pinochet Hiriart. Fue así cómo encontramos en ese mismo libro notarial, en la página que precede a las escrituras mencionadas, un misterioso documento firmado por María Soledad Olave.

El acta lleva por título “Ratificación de contrato de bienes muebles, y no indica quién es la contraparte de Olave.

Para develar el misterio fue necesario seguir rastreando hasta encontrar archivado en otro libro notarial, un documento que Olave firmó dos meses antes, el 12 de agosto de 2015, en la notaría de Armando Ulloa Contreras. Allí se lee que el anticuario Jorge Hugo Torres Sandoval declara haberle vendido entre marzo de 1987 y agosto de 1995, una serie de objetos que parecen ser de gran valor, pero cuyo precio se omite.

Reportaje completo en:

http://ciperchile.cl/2016/12/07/la-valiosa-coleccion-de-arte-que-la-nuera-de-pinochet-busca-proteger/

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *